IRURETA

Foro para comentar los nuevos fichajes y bajas de la SD Eibar temporada 2018-2019
Iskati
Liga de Campeones
Liga de Campeones
Mensajes: 470
Registrado: Jue Abr 23, 2015 7:51 pm
Ubicación: Exilio Madrileño

IRURETA

Mensaje por Iskati » Dom Jun 14, 2015 3:02 pm

DIARIO VASCO
14/06/15

(...) EL AÑO QUE VIENE ME VEO JUGANDO EN PRIMERA.


Xabier Iruretagoiena (Berriatua, 1986) descansa estos días de la vorágine informativa en una casa rural de Artziniega (Araba). El portero del Eibar hace balance de todas las emociones vividas a lo largo de una temporada cargada de sobresaltos, repleta de alegrías y decepciones, victorias y derrotas. Con la ventaja que concede hablar cuando ya ha pasado un tiempo, sus manifestaciones conducen a la reflexión. Con todos ustedes, el gato de Berriatua.

- La Liga acabó hace ya tres semanas y aquel día estaban en Segunda División. ¿Imaginaba una situación como la actual con el equipo más cerca de Primera?

- Yo creo que nadie pensaba algo parecido. Estábamos mentalizados de que habíamos bajado. Es verdad que durante la temporada se había oído algo sobre el Elche y sus problemas económicos. Pero no le dimos mucha importancia mientras íbamos bien clasificados. En los últimos días, en cambio, hemos seguido el tema de cerca y parece que nos va a permitir regresar a Primera.

- Volvamos a ese 23 de mayo, cuando acaba el partido ante el Córdoba y el Eibar es de Segunda. ¿Cómo fue la digestión del descenso?

- (Resopla). El momento inmediato fue duro. Jugamos un partido serio, ganamos al Córdoba y vimos que el Barcelona iba ganando 2-0... ¿Qué pasó? Nos pilló en shock. La dinámica del Barcelona era buenísima y no nos entró en la cabeza que el Deportivo empatara.

- ¿Y qué pasó en el vestuario? ¿Cómo lo vivió? ¿Estaba cabreado? ¿Lloró? ¿Habló algo o nada?

- Dentro de la dureza que supone bajar, entré bastante entero. Pero en el vestuario se notaba un ambiente de tristeza, de disgusto, de silencio. Hubo de todo.

- Analicemos la temporada futbolística. ¿Por qué el equipo sacó tantos puntos en la primera vuelta?

- Por varias cosas. Hacíamos un trabajo bueno, la dinámica era muy positiva y nos permitía sacar puntos con regularidad. Defensivamente estábamos muy fuertes; quitando los grandes equipos apenas sufríamos en defensa y en ataque aprovechábamos las que teníamos.

- Buenos exponentes de aquella ola triunfal son los encuentros de San Mamés, Sánchez Pizjuán y Balaídos.

- Teníamos mucha confianza y defensivamente las ideas estaban muy claras. Fíjate, en la segunda parte del partido de Vigo el Celta colgó más de cuarenta balones al área... Pero los compañeros defendieron muy bien; recuerdo a Albentosa secando a Larrivey. Pienso que fue el partido en el que mejor defendimos.

«El día que descendimos yo estaba bastante entero, pero en el vestuario había mucha tristeza y silencio»«Conocer a Txusta es una de las mejores cosas que me han pasado en el fútbol; somos grandes amigos»«¿Mi futuro? Todavía me queda un año de contrato en el Eibar y después ya veremos lo que pasa»
- ¿Cuál es el partido del que guarda mejor recuerdo individual?

- El de Barcelona, en el Camp Nou. Fuimos capaces de aguantar más de una hora contra esos jugadores y personalmente acabé muy a gusto.

- ¿Por qué domina tan bien el área? ¿Esa virtud es un don o se aprende?

- Tengo muchísima confianza en los balones aéreos. Yo creo que eso viene de cabeza, de tener seguridad, fortaleza mental. Me considero bastante rápido y cuando salgo, salgo muy convencido.

- Cambio de tercio. ¿Qué le pasó al equipo a partir de Navidades?

- (Se lo piensa y arranca). Empezamos con la misma ilusión, recuerdo el partido ante la Real en Anoeta que no fue malo... Y de repente, nos encontramos con cinco derrotas seguidas y pienso que, sin darnos cuenta, nos hizo daño a nivel mental. Perdimos confianza.

- ¿Algo más?

- La salida de Albentosa también se notó. Era importante pero no lo podemos poner como excusa. Pero insisto, empezó como una mala dinámica y mentalmente nos dejamos llevar.

- ¿Eso qué significa?

- Entre semana entrenábamos muy bien y salíamos bien a los partidos pero inconscientemente vinieron las dudas, los temores...

- Precisamente cuando el equipo encadena esas derrotas usted comete errores desconocidos. ¿Qué le pasó?

- Si te digo la verdad, tampoco le di muchas vueltas. El error más vistoso fue el de Villarreal; hablé con Iñaki Lafuente -entrenador de porteros- y recuerdo que el lunes le dije que acabé a gusto del trabajo. En Riazor, por ejemplo, no estuve bien e hicimos uno de los peores partidos.

- ¿Habló con Gaizka Garitano por aquel entonces?

- Sí, me dijo que no le diera muchas vueltas a los fallos, que no se acababa el mundo, y que estaba contento conmigo porque le daba mucho al equipo por arriba.

- Había sido un guardameta muy regular en dos temporadas y media, pero cometió tres errores graves en tres choques seguidos que le llevaron a la suplencia. ¿Cómo vivió esa etapa?

- Estuve cinco partidos en el banquillo. El primer día fue duro. No se te cae el mundo pero piensas, ¿ahora qué? Empecé a darle la vuelta, seguí trabajando a tope y te diría una cosa.

- ¿El qué?

- Que me vino bien. Esa suplencia me vino bien. En los buenos momentos te puedes dejar llevar. Pero ser capaz de darle la vuelta a los malos es lo que merece la pena. Quería entrenar a tope, animar a los compañeros, que me vieran alegre... Pasó un tiempo y Gaizka siguió confiando en mí. Jugué en Ipurua ante el Málaga y recuperé la titularidad.

- ¿Se siente ahora más maduro?

- Sí, te das cuenta de que nadie es imprescindible. Bueno, salvo Messi y Cristiano (sonríe). Puedes tener malos momentos y no pasa nada si te cambian. Lo que vale es el trabajo diario. Y no hay que rendirse nunca. Esa lección no la olvidaré.

- ¿En quién se apoyó para superar esa mala racha?

- En mucha gente. Pero me gustaría citar a Txusta. Desde que nos conocimos hemos tenido muy buena relación. Conocerle es una de las mejores cosas que me han pasado en el Eibar.

- ¿Por qué lo dice?

- Por el tipo de compañero que es. Ha estado tres años en el Eibar con muy pocos minutos pero no ha parado de animarme. El trato recibido ha sido excelente. Diría que ha sido como un padre o un buen amigo. Se preocupaba por mí. Me decía de ir al gimnasio cuando, a lo mejor, me dejaba llevar.

- ¿Dos porteros pueden ser buenos amigos?

- Sí, te lo digo de corazón. El trato que hemos tenido ha sido muy bueno. Además, me ha hecho mejor portero porque no para de apretar en los entrenamientos. En los momentos malos, con los errores y eso, fue una pieza clave. Hace tiempo que dejó de ser mi compañero. Ahora somos grandes amigos.

- Vayamos al futuro inmediato. ¿Se ve en Primera División?

- Hay cosas pendientes en el Elche pero por lo que han dicho y he leído, me veo en Primera. El Eibar ha asegurado que va a realizar una plantilla de Primera y yo llegaré a la primera jornada con esa mentalidad.

- ¿Y qué hay que aprender para el segundo año?

- Sobre todo, que los rivales son muy buenos (se ríe). Si fuimos capaces de hacer una buena primera vuelta, ahora no podemos salir con ningún miedo. Evidentemente, jugaremos con todo el respeto del mundo contra estos cracks. Pero hemos demostrado que viniendo de Segunda B hemos sido capaces de competir ante grandes equipos. Mira, me estoy acordando del partido que hicimos en el Sánchez Pizjuán, cómo fuimos capaces de frenar a un rival de Champions en su casa.

- Es uno de los nueve jugadores de la plantilla que tiene contrato en vigor? ¿Hasta qué año?

- Hasta junio de 2016.

- ¿Y quiere renovar? ¿Le han comentado algo?

- Prefiero que este tema lo lleve el representante. De momento, tengo una temporada más y seguro que durante el año iremos hablando. Luego ya se verá.
0 x

Responder

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 8 invitados